domingo, 20 de octubre de 2013

LA CULTURA DE “APRENDER A EMPRENDER “UN ENGAÑO


La Consejería de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Cantabria se ha empeñado en “emprender” una campaña de tomadura de pelo a toda la sociedad Cántabra en general y a la Comunidad Educativa en particular, eso sí, con el beneplácito de quienes les han votado, de algunos equipos directivos que les aplauden hasta con las orejas si es necesario para mantener su cota de poder intacta, todos aquellos docentes que no secundan las huelgas porque “no sirven para nada” y, cómo no podía ser de otra manera, FAPA Cantabria que avala las políticas educativas de este Gobierno Regional, por acción o por omisión, siempre que tiene la oportunidad.

Los responsables de la Educación en Cantabria se han pasado los dos primeros años de legislatura desmantelando las bases de un sistema educativo que, aunque muy mejorable, funcionaba mejor que en otras muchas CCAA vecinas; en palabras del propio Consejero, “ hemos estado viviendo en el paraíso”. Pero decidieron que, por los pecados y excesos cometidos, había que descender a los infiernos y condenar a más de 1400 docentes que se han quedado sin trabajo, cerrar dos centros de formación del profesorado, dejar las aulas de 2 años sin maestros/as a tiempo completo con funciones meramente asistenciales y en muchos casos de apeaderos de niños/as, menos apoyos, menos recursos humanos para atender a la diversidad, aumento de ratios en las aulas, una media de un 40%  de disminución en los presupuestos para gastos de funcionamiento de los centros, menos becas de material o de comedor, menos rutas de transporte etc…

Pero para tranquilidad de los afectados/as por el derrumbe, ahora llega la hora, a dos años vista de las próximas elecciones,  de quitar los escombros, barrer el solar y meter la “broza” debajo de las alfombras, y no precisamente de IKEA. Es el momento mediático exacto para comenzar a cambiar el discurso, hay que maquillar el panorama, hay que vender la moto, no importa que esté destartalada y se caiga a pedazos. La pregunta que un ciudadano con un nivel de inteligencia medianamente aceptable se hará es: y esto….”¿Cómo se hace?” Para tranquilidad o desesperación de ese ciudadano, en función de la intención de la pregunta con la que ésta se formule, le diré que para el PP esto es bastante fácil pues cuenta con la inestimable y “desinteresada” colaboración de los medios de comunicación con la alfombra roja todo el día detrás en forma de alcachofas, cámaras, corresponsales, reporteros, fotógrafos, jefes de prensa y por supuesto, los directores de los diferentes medios.

            El secreto es iniciar una campaña de venta de imagen y sonido, que es lo que suelen hacer, con mucha facilidad, quienes no pueden llegar a destacar por su formación o inteligencia. De la imagen se encargan, previo pago de su importe, una serie de organizaciones con fines lucrativos, repletas de “amiguetes”  en sus juntas directivas, con nombres de fundaciones avaladas por Premios y Príncipes. El sonido es mucho más fácil y barato de organizar pues sólo hay que coger el diccionario y seleccionar vocablos cómo “cultura”, “emprendimiento”, ”iniciativas”, ”excelencia”, ”éxito”, ”talento” o “competitividad”. Si juntas todo esto, cuál ensalada “Mediterránea” y organizas un encuentro para equipos directivos al completo, un día entre semana, bajo el título: Jornadas para Aprender a Emprender en la Escuela, eso sí, con almuerzo incluido  pre-pagado por todos los contribuyentes y a beneficio de algunas de las organizaciones colaboradoras, tienes el caldo de cultivo perfecto para convencer del tan manido argumento de que con menos se puede hacer más si nos involucramos y nos comprometemos con esos programas de “EMPRENDIMIENTO” que son la panacea de la innovación.

            Y a partir de aquí, ya no puedo más, no pienso sustentar esta mentira sin tratar de explicar, de la forma más sencilla, en qué consiste esta tomadura de pelo sin precedentes. Para comenzar voy a iniciar mi argumentación con la definición que aparece en el diccionario de la palabra EMPRENDIMIENTO. Dicho término implica la “acción de EMPRENDER, es decir, comenzar un proyecto, obra o negocio, especialmente, aquel que entraña dificultad o peligro”. Teniendo en cuenta esta definición, desde que nacemos ( y antes de nacer también pues somos el proyecto de unos padres), somos EMPRENDEDORES porque comenzamos una maravillosa obra de construcción de nuestra vida, lo cuál es algo extremadamente difícil y peligroso, si no contamos con buenos arquitectos, la familia, y aparejadores de calidad, el sistema educativo.

Cuando los niños/as llegan a la escuela emprenden de nuevo un camino apasionante de desarrollo de su personalidad, su intelecto, sus sentimientos y los valores que marcarán toda su vida y comenzará, también, a EMPRENDER relaciones de amistad, compañerismo y respeto no sólo con sus iguales sino con una amplia variedad de personas que influirán en sus desarrollo. Y todo esto será posible gracias a la ayuda de sus docentes, personas altamente creativas, comprometidas y EMPRENDEDORAS, que un día decidieron que su proyecto de vida, sería dedicarse a ayudar a que otras personas sean capaces de EMPRENDER sus propios proyectos de vida y eligieron la profesión más bonita del mundo: MAESTROS/AS. Para lo cuál diseñaron todo un programa por objetivos consistente en:

1.    Aprobar la selectividad.
2.    Conseguir la nota de corte suficiente.
3.    Matricularse en la Universidad de Magisterio.
4.    Aprobar la carrera.
5.    Presentar currículumns en colegios privados o concertados. Este objetivo es el más complicado pues el poder conseguir un empleo en alguno de estos centros no depende del esfuerzo del propio EMPRENDEDOR sino de tener un buen enchufe o conocido.
6.    Presentarse a las oposiciones, si es que las convocan.
7.    Sacar una plaza.
8.    Comenzar a desarrollar una profesión apasionante pero no exenta de dificultades y peligros, tal y cómo, afirma la  RAE en su diccionario cuando define el verbo que nos ocupa.
Después de terminar la escuela, cada persona, EMPRENDE otros proyectos que bien pueden ser personales o profesionales. Están los EMPRENDEDORES autónomos que deciden montar su propio negocio o los investigadores que deciden EMPRENDER una encarnizada lucha contra las enfermedades cómo el cáncer o el SIDA. Y es aquí, dónde confluyen unos y otros en un punto en común, sus ilusiones y sus proyectos desaparecen cuando afloran las dificultades económicas, no por culpa de los MAESTROS/AS, sino de los desequilibrios financieros, la inequidad y las pésimas decisiones de los estúpidos que toman decisiones políticas estúpidas ineficaces e insolidarias y que encima pretenden adoctrinarnos y darnos lecciones de cómo APRENDER A EMPRENDER, ¡ cómo si no supiésemos!.
            El problema no es falta de conocimiento o capacidad sino de oportunidades. Los  autónomos tienen que cerrar sus negocios porque no hay consumidores al carecer de solvencia o poder adquisitivo para llevar una vida digna y los investigadores tienen que abandonar su lucha o continuar en otro país porque aquí no hay dinero para cosas importantes, aunque sí, para corromper, comprar favores, contratar asesores de dudosa capacidad, o inventar programas cómo el de Aprender a Emprender.

            Si continuamos con la definición del diccionario, encontramos una segunda acepción: “emprenderla con o contra alguien o algo” que significa, nada menos, que tomarla con una persona o cosa, meterse con ella o maltratarla .Mire Usted, cómo diría La Cospedal ,que esta segunda acepción encaja perfectamente con la campaña que ha iniciado el PP contra la Educación Pública en particular y contra la capacidad intelectual de la población Española en general al desprestigiar al colectivo docente y repetir el terrible y destructivo discurso de la incapacidad de los Españoles para hablar idiomas, comprender o razonar. De tanto repetirlo parece que se han creído su propio discurso y se presentan así mismos cómo los salvadores e iluminadores de un camino sumergido en las tinieblas de la sin razón y la incultura. Y lo hacen a dos años vista de las próximas elecciones  porque, conociendo las dificultades que la población presenta a nivel de memoria, puede que con suerte se nos olviden las barbaridades que están cometiendo. Puede que no nos demos cuenta de que con el cuento del EMPRENDIMIENTO lo que pretenden es empezar a formar a empresarios y tiburones financieros desde la escuela, desde tempranito, personas sin conocimientos ni valores antes que personas solidarias, comprometidas y competentes.

            Es posible que EMPRENDIENDO con tiempo una campaña de APRENDER A EMPRENDER puedan volver a engañar a la población en edad de votar y conseguir el objetivo de ganar las próximas elecciones con las dificultades y peligros que eso entraña. ¡ Dejen de tomarnos el pelo!


Fdo. María Concepción Sánchez Gutiérrez. Docente enamorada de su profesión, comprometida y….¡ Muy EMPRENDEDORA!.
 
Publicado en: "Casi un Blog"

No hay comentarios:

Publicar un comentario